1999: "El sopapo histórico"

Con el grupo de adultos (Entrelíneas) decidimos presentar "Hotel sin co-estrellas", una comedia de enredos que requería bastante coordinación dado que hay entradas y salidas permanentes de escena. Siempre les digo que la tensión que se genera en el escenario puede hacer que uno no controle la fuerza, como por ejemplo cuando debe darse una cachetada, típico ejemplo de lo que sucedía con esta obra. Pato Lovera hacía de nene caprichoso e inquieto, debía hacer que le daba un cachetazo a Facundo Braim, pero era una cachetada suave que se había ensayado en reiteradas oportunidades y hacía presumir que todo estaría bajo control, pero no fue así, Pato estaba nervioso y cuando le pegó a Facu, además de sonar fuerte, literalmente lo acostó y Facu tardó en reaccionar, quedó acostado en el sillón mas tiempo de lo previsto y cuando salió de escena, por el lateral opuesto al que había salido Pato, le hacía señas que después "lo mataba".

R.S.